Especialistas Tierragro

Recomendaciones y cuidados generales de caninas y gatas en gestación y lactancia

La gestación de una canina y una gata son similares, 60-63 días en caninas y 63-66 días en gatas.


La madre lo es todo para sus cachorros, ella les da los cuidados básicos y nutrición especial para su desarrollo por medio de la leche que es rica en grasa, carbohidratos y proteínas. Ella convierte todo lo que consume de su alimento para dárselo a sus cachorros.

Es por esto que en sus dos etapas reproductivas ella tenga unos cuidados diferentes para que logre un buen desarrollo en la gestación y lactación y no decaiga su condición en ninguna de las dos.


Antes de quedar embarazada, es recomendable que tenga las vacunas al día y se desparasite unos 10 a 15 días antes del apareamiento. Su condición corporal es fundamental, ni muy gorda ni muy flaca, en buena forma.
Darle una nutrición de calidad, agua fresca y limpia siempre a voluntad garantiza también indirectamente una buena salud para los cachorros quienes la necesitan en grandes cantidades.


Adicional a esto, tener un sitio o instalaciones adecuadas para la madre, especialmente en lactancia, que estén limpias, secas, que tengan una adecuada ventilación e iluminación.


Las necesidades energéticas de la madre gestante se aumentan a medida que la gestación avanza, es por esto recomendable que en su ración de alimento tenga más contenido de grasas, energía y proteína. Sin que genere una sobrealimentación incurriendo en un sobrepeso de la madre que le pueda generar dificultades para parir. Controlar el peso de esta a lo largo de la gestación para que no supere del 25-30% de su peso normal. Asesorarse del veterinario para conocer la ración según el peso y la raza del animal.


Por el aumento del tamaño de su vientre, su capacidad digestiva se reduce sustancialmente, por eso es importante suministrar dietas de concentrados bien balanceados, ejemplo concentrados de categoría super-premium, para que suplan esa demanda en el desarrollo de los fetos, ya que si no la madre empezará a disminuir su condición física y sacará de sus reservas corporales para nutrir a los cachorros en formación.
También se pueden suplementar con vitaminas y minerales que ayuden al proceso de formación de los fetos. Multivitamínicos que contengan minerales como Hierro, Calcio, Zinc, Cobre, Potasio, Fósforo y Magnesio, vitaminas del complejo B, vitamina A, E y D3 y Ácido Fólico son muy importantes para mantener la gestación, desarrollo adecuado de los tejidos y fortalecimiento de estos, evitando que salgan con deformidades o débiles, fortalecen el sistema inmunológico de la madre y de sus cachorros.


Cuando la madre es lactante sus necesidades de energía se duplican y llegando a la tercera o cuarta semana pueden llegar a triplicarse. La composición de la leche cambia durante el período de lactancia, al principio se le denomina calostro, que es la primera leche que los cachorros toman, muy rica en energía y en inmunoglobulinas que le confieren la inmunidad a los cachorros para defenderse de las enfermedades.
Es por esto que la dieta en esta etapa debe ser a libre voluntad y basado en un buen concentrado super-premium como Purina Pro-Plan de cachorros, entre otros.


Cuando la madre se nutre con un alimento bien balanceado y muy digerible, casi que no hay necesidad de suplementos.


Revisar el estado de la glándula mamaria para detectar mastitis a tiempo y consultar con el veterinario de confianza para su tratamiento. Que no se encuentren rojas, calientes o duras o que no hayan masas en ellas, aprender a tocarlas todos los días para saber cuándo hay alguna anomalía y detectarla fácil, precisamente este conocimiento de la mascota es útil para encontrar anomalías a tiempo.


Mantenerla libre de pulgas a ella, librará también a los cachorros de tener pulgas. Es posible utilizar algunos de estos anti-pulgas disponibles en el mercado consultando con su veterinario de confianza.
No sobran obviamente los cariños por parte de sus propietarios, ya que se vuelven muy sensibles y mimadas en estas etapas.


Es importante en cualquiera de estas etapas si no se es conocedor del asunto llevar la madre a revisiones rutinarias al veterinario.

Por:

DANIEL FELIPE GALEANO, Asesor Farmacia Tierragro Llanogrande

Fuentes: *Gemma Baciero. Necesidades nutricionales durante la gestación y la lactación. Abril 2014. / *Martín Coffman. CUIDADO Y ALIMENTACIÓN DE UNA HEMBRA EN PERÍODO DE LACTANCIA.

 

Comparte esta noticia

 

bt-regresar-noticias-tierragro